La “Academia” ganó 4-0 en Avellaneda por los tantos de Centurión, Lautaro Martínez, Zaracho y Lisandro López -de penal-, que antes había fallado otros dos

En Avellaneda, Racing se floreó ante su público y dio un gran paso para clasificarse a la próxima ronda de la Copa Libertadores. Los goles del 4-0 a favor fueron de Ricardo Centurión, Lautaro Martínez, Matías Zaracho y Lisandro López.

En el arranque, la Academia tuvo una inmejorable oportunidad para quebrar el cero con una pena máxima en los pies de Lisandro López (tras una polémica falta contra Renzo Saravia). Pero el capitán remató al medio y Martín Silva adivinó su intención.

El conjunto brasileño contó con algunas situaciones en la primera mitad, pero se desinfló completamente con el tanto de Ricardo Centurión, tras una gran jugada de Zaracho y la habilitación de Lisandro. Su tiro cruzado se clavó en el ángulo. El que amplió fue Lautaro Martínez, que pide a gritos un lugar en la lista de Jorge Sampaoli para el Mundial de Rusia. Otra vez la maniobra fue de Zaracho y, la habilitación, de Lisandro.

Y Licha tuvo otra chance desde los 12 pasos, pero nuevamente perdió en el mano a pie con el golero del Vasco (la infracción había sido contra Martínez).

Ya en el complemento, Zaracho -figura del partido- amplió la ventaja en el tanteador y sentenció el juego en el Cilindro. El cuarto, tras otra falta adentro del área contra Saravia, fue de López, quien se desquitó luego de fallar dos tiros francos.

Lo que quedó de partido estuvo de más: Racing pudo haber ampliado con un tiro en el caño de Brian Mansilla, pero reguló y ahorró energías pensando en lo que viene; los cariocas no tuvieron con qué descontar y se irán frustrados a Brasil.

Así, los dirigidos por Eduardo Coudet se adueñaron del grupo E de la Copa y mantienen el invicto. Completarán la tercera jornada la Universidad de Chile (puede alcanzarlo en la zona) y Cruzeiro, en Santiago. ( Infobae)